.....................................

viernes, 2 de julio de 2010



SARLACC




Los Sarlacc son criaturas que viven en el Mar de las dunas de Tatooine y en Felucia, son y seguirán siendo un misterio que se debe a que los zoólogos no se han puesto de acuerdo si el Sarlacc es un animal o un vegetal. Gran parte de su cuerpo se encuentra oculto bajo la arena y solo su boca con tentáculos se asoma a la superficie. Los tentáculos los usa para atrapar presas cercanas y su musculosa lengua la usa para apretar a sus victimas e introducirlas hacia su enorme estomago. Debido a su aislado hábitat, rara vez se alimenta, pero sobrevive gracias a su extraordinario proceso digestivo el cual digiere los alimentos hasta descomponerlos por completo durante miles de años, por lo tanto no tienen aparato excretor. Durante el proceso la presa se mantiene viva y el sarlacc libera neurotoxinas para mantener a la victima drogada y dócil, la presa muere por el dolor que causan los jugos gástricos de esta criatura.







Su cuerpo parece estar dividido en dos, primero una cámara grande donde son inyectadas las neurotoxinas y la una cámara más pequeñas en donde son digeridos los alimentos. Los tentáculos del Sarlacc son regenerados, pero no así su lengua. En un comienzo se pensó que la reproducción era sexual, pero después se comprobó que se reproducen a través de esporas. Su reproducción es compleja y muy pocas de las esporas maduran y sobreviven. Viven alrededor de veinte mil años.







Jabba el hutt disfrutaba lanzando a sus enemigos al Sarlacc de Carkoon. La gran mayoría de su corte encontró la muerte en el Sarlacc. El único ser que sobrevivió a un Sarlacc fue el cazarrecompensas Boba Fett, cuya armadura mandaloriana lo protegió de los jugos gástricos del sarlacc. Según las leyendas tusken existió un Sarlacc padre de todas las criaturas, el cual era tan poderoso que creó Tatooine hace millones de años. Supuestamente este Sarlacc sigue vivo en el corazón de Tatooine. Según otros mitos, esta criatura no solo absorbe los cuerpos de sus víctimas, cuando se alimenta, sino que también su inteligencia.






Lejos, en el Mar de las Dunas de Tatooine, yaciendo en la base del Gran Foso del Carkoon descansa una horripilante criatura, el Sarlacc. La inmóvil bestia omnívora está casi enteramente escondida entre las arenas del desierto. Sólo su asquerosa boca sale a la superficie rodeada de tentáculos listos para tirar y apresar a los infortunados que caen en las arenas movedizas.

Su estómago mide más de tres metros de diámetro y es un agujero rodeado de una línea mucosa llena de dientes afilados que se prolongan hasta el interior. En el centro de la boca hay un suave pico que contiene una gorda y musculosa lengua, la cual se mueve a ciegas esperando encontrar un suculento bocado.

Debido a su aislamiento, el Sarlacc raramente se alimenta y debe de confiar en que algún animal caiga en el pozo. Cuando eso ocurre comienza un eficiente proceso digestivo. Según la creencia popular, el Sarlacc mantiene a su presa viva en el estómago durante mil años, disolviendo lentamente su comida según va necesitando nutrientes. Mientras, la infortunada víctima se mantiene viva sufriendo una interminable agonía.



UNIVERSO EXPANDIDO

El Sarlacc ha sido un rompecabezas para los xenobiólogos durante años. Existen muy pocos especímenes y el más grande es el que habita en Tatooine. La criatura es tan primitiva y peligrosa que un estudio extenso se ha considerado muy valioso.






El Sarlacc desafía fácilmente cualquier clasificación taxonómica. Mientras que la evidencia apoya fuertemente la teoría de que es un animal, muchos científicos apunta a que su sistema de raíces y su forma de reproducción mediante esporas son evidencias de su origen vegetal.

En los pocos planetas donde se hallan Sarlaccs, han surgido las leyendas sobre la criatura. El fantástico cuento sobre un “tormento de mil años” dentro del sistema digestivo del Sarlacc, sin embargo puede ser más un hecho que una ficción.

Existen evidencias de una red de fibrosas vesículas que atacan a las víctimas, incorporando a la presa al propio sistema biológico del sarlacc. Esto va acompañado por neuro-toxinas alteradoras de la mente que mantienen a la víctima tranquila. Las alucinaciones provocadas por el sarlacc sugieren que, de alguna manera, absorbe la mente de todas sus víctimas que viven en un tormento incorpóreo.






Estos informes han sido aportados por la única persona que se sabe que ha sobrevivido al ataque del Sarlacc, el caza-recompensas Boba Fett. Su voluntad de hierro y su armadura mandaloriana lo mantuvieron vivo en el interior de la bestia y su traje cubierto de armas le permitió huir de la agonía. Pasaron varios años antes de que el cuerpo y la reputación de Fett se recuperasen del ataque del Sarlacc.

A causa de su aislamiento, el Sarlacc se alimenta muy rara vez, y generalmente lo hace de animales que se posan inadvertidamente en el pozo. Es por esto, que esta criatura ha evolucionado desarrollando un extremadamente eficiente proceso pseudo-digestivo. De acuerdo a los relatos, el estómago del Sarlacc mantiene a su presa viva por cientos de años, disolviéndola lentamente en los nutrientes que necesita; por lo que la desdichada víctima se mantiene viva en una inacabable agonía. Mediante pequeños tentáculos que presenta en su interior, se introduce dentro de sus víctimas haciéndolas parte de si mismo y adquiriendo propiedades de la víctima como su inteligencia o su código genético. Se crea una relación simbiótica entre ambos hasta que la criatura termina de consumir a su presa y se extingue su vida. La presa es absorbida lentamente hasta ser parte del Sarlacc.







El Sarlacc, aparte de carne, necesita de líquidos para poder subsistir. Éste se hidrata de dos maneras: desde el subsuelo a través de una especie de bolsillos que captan la humedad, y la otra, absorbiendo los fluidos de sus presas.

Con respecto a la procreación, se cree que se reproduce mediante esporas que despide desde un oviducto localizado debajo de su piel. Bajo tierra, se aparean en una configuración macho/hembra para después arrastrarse hacia la superficie. Estos migran a través del espacio por años antes de encontrar el hábitat adecuado. Los Sarlaccs son vulnerables durante su fase “nómada” y frecuentemente mueren de inanición.

También establecen relaciones simbióticas con otros seres tales como sus eventuales presas, los Urusai. Estos seres voladores construyen sus nidos alrededor de las fauces del Sarlacc, así como limpian los tentáculos y dientes de éste. A cambio el Sarlacc le ofrece comida de sus custodios.







TRAS LAS CÁMARAS

Varios de los bocetos originales muestran al Sarlacc como una criatura con tentáculos móviles y un pronunciado pico, cosa que no podía ser hecha para “El Retorno del Jedi” en 1983. Stuart Freeborn y su equipo construyeron la boca y los tentáculos y lo completaron con un sistema hidráulico que podía mover los tentáculos. Las arenas del desierto de Yuma, en Arizona albergaron el sistema y los miembros del equipo de la película tuvieron que usar cuerdas y poleas para mover a la criatura. Para la Edición Especial de 1997 el pico y los tentáculos fueron creados por ordenador.







Sarlacc

Designación No inteligentes
Planeta origen Tatooine
Medio Terrestre y Subterráneo
Altura en edad adulta 3 metros de diámetro
Dieta Omnívoros
Enemigo natural Desconocido









.